instante

¿Te imaginas que no existe nada más que lo que estás sintiendo en este instante sin ningún peso que te arrastre hacia atrás o ningún deseo que te empuje hacia adelante?

A esto se le llama vivir el presente. El estar aquí y ahora con todo nuestro cuerpo, mente y alma.

Muchos de nosotros tendemos a pensar demasiado en lo que pasó o en lo que pasará, cuando lo importante es lo que está pasando.

Estamos tan acostumbrados a ir con tanta prisa por el mundo, que la mente se ha acostumbrado a ir a la misma velocidad. La gente espera toda la semana para el viernes, todo el año para el verano, y toda la vida para ser feliz. No es raro que, con ese incesante runrún de pensamientos, las personas vivan su vida entera a la espera de empezar a vivir…

Life & emotional coach. Apasionado de la vida y de la evolución personal. Porque ser uno más es ser uno menos…

Continuar leyendo
sombra

Ahora ya sabes lo que es tu sombra (si no has leído el anterior post, léelo primero...). Has entendido que no puedes escapar de ella, pues te pertenece. Forma parte de…

Imagina que ya no luchas contra ti mismo. Imagina que amas y aceptas auténticamente la totalidad de ti, que ves tu oscuridad como parte de tu luz. Que tu sombra,…
fluir o empujar

La vida se puede vivir de 2 formas: empujando o fluyendo. Desde el control o desde la flexibilidad. Desde el Ser o desde el Hacer. Si entendiéramos realmente la importancia…
simplicidad

El problema de nuestra sociedad no es que vivamos poco. El problema es que pocos saben vivir sin mucho. No todas las personas saben disfrutar de las cosas sencillas que…
aceptar

Tal y como comentaba en el post anterior, muchos de nosotros estamos apegados a los resultados. Necesitamos que esa persona se derrita por nosotros para sentirnos queridos o deseamos lograr la fama…

Hoy no voy a escribir para ti. No voy a intentar escribir bonito, ni usar frases inspiradoras, ni dejar mensajes impactantes. Hoy no... Hoy no necesito que me aplaudas. No busco…

La vida no va a esperarte. No importa si estás o no estás listo, el mundo no va a detenerse por ti. Sin ti, el mundo continuará, pero contigo..., contigo ese mundo…
el día que decidí

Todo empezó el día que comprendí que mi único enemigo era yo mismo. Aquel día donde, sin esperarlo, decidí hacerme responsable de mis demonios, de mis sombras. De dejar de…